Vomicríticas: Una chufla de película que se llama”Nosotros”

Ay chica, que decepción más grande me he llevado con la nueva película de Jordan Peele, el director de “Déjame salir“. Qué hora y media tan mala sería, que salí del cine encabroná perdía, que si me encuentro al director le arreo una torta que se entera. Pero no por mal director, no,  si no por ser uno de los peores guionistas de los últimos estrenos. Como lo pienso lo digo y chica: lo del guión de “Nosotros” sólo se puede calificar de mierda de la buena. Droga dura. Molt fort. Menuda manera de desaprovechar una buena idea (el primer tercio de película) con escenas absurdas sin fin y personajes tontos que hacen cosas de gilipollas. Y yo que pensaba que iba a encontrarme otra gran mezcla de comedia y terror y lo que encontré fue el maldito subgénero que tanto abunda en nuestros días y al que llamo (porque me sale a mí de la breva) FAMILIAS MUY GILIPOLLAS. Un subgénero con el que ya me quedé descansando al poner fina filipina la tontá de  “Un lugar tranquilo“. 

Premio especial para el cabeza de familia, una torre de chocolate trémulo al que chica, yo sé que te follarías sin contemplaciones. Yo también me lo hubiera follado… Hasta que empieza a comportarse de una manera tan imbécil, tan absurda y tan ridícula (¡Esos gritos!) que rabia da el que sobreviva a todos los ataques. El resto de la familia no le anda a la zaga y se pasan medio argumento metiéndose en situaciones muy complicadas de la muerte oscura porque siempre toman las decisiones equivocadas. Pero en serio, unas decisiones que son para darles de hostias. El supuesto subtexto de crítica social es infantiloide y las escenas de tensión se resuelven que dan pena y poco pene. Normal que sea imposible empatizar con personajes tan lelos y cuando llega el tercer acto, es que  da igual la explicación del suceso, pero ya da igual porque da igual hasta lo que les pase; de hecho, estás deseando que tengan una muerte lenta y dolorosa…¡Qué sufran!

 Si todo lo que te cuento no te parece suficiente lo peor está al llegar. Chica, porque la escena final es de las que dejan huella en la enciclopedia de la vergüenza ajena. El tercer acto ya se abre con la explicación del suceso y si miras el reloj aun te queda media hora. Total, que ya se huele en el ambiente que habrá sorpresa y trueno gordo.

De todas las posibilidades, hay una que dices mira chica, no, que no puede ser tan cutre, que no puede ser tan trilero. Pues efectivamente. Jordan Peele, contagiado por el espíritu gilipollas de la familia, elige en su guión un final con supuesta sorpresa que es la gran cagada del siglo, porque va en contra de la misma narración del relato. Se te queda en la meninge la sensación de que te han tomado el pelo y eso no mola nada, Jordan Peele. No mola pero nada de nada. Has tratado a la gente de tonta, te has quedado con el personal. Con tu cámara has contado una historia que era trola, les has dado pistas falsas y eso no es hacer cine de terror. Eso es una chufa y querer quedarse con la peña y chica, como que no.

Mi clasificación de uno a cinco ñordos es…


Sobre el autor

MariRici Na Delahiel

Mi madre dice que soy guapa.