Talento atroz: le frère

 
1- IS PAIN, el papel de un estado

Fue uno de mis primeros proyectos y mi primera exposición aquí en España, en La Tabacalera, cuando todavía era La Tabacalera, allá por mayo del 2012. Eran retratos a bolígrafo sobre papel de baño, unos dibujos que tenía que hacer con mucho cuidado por la delicadeza del material, claro. En su momento tuvo una gran repercusión mediática (pincha aquí)

 
 
Preséntate usando solo adjetivos y sustantivos.

Hola, ¿qué tal? Al habla un cabroncete desubicado con ganas de divertirse. Y un blandengue.

 

2-  Este tríptico lo pinté con ladrillos pulverizados de las obras que se habían paralizado en mi barrio de entonces, Moratalaz. Retraté con ellos tres puntos de vista de la crisis que se vivía en aquellos momentos (la inmobiliaria) a través de algunos de sus protagonistas: Emilio Botín, Rodrigo Rato y Ada Colau, por aquel entonces presidenta de la Plataforma Anti-Desahucios.  El tríptico se incluía en la exposición SHIT HAPPENS, la primera que hice en una galería como dios manda, en Gijón, en la que además apostaron por mí y me hicieron protagonista de La Noche en Blanco gijonense de septiembre del 2013. Lo recuerdo con muchísimo cariño.

¿Cómo le explicarías a un marciano lo que haces?

Mire usted, señor marciano, soy un autónomo intentando vivir de la creatividad y no morir en el intento, aunque estoy más cerca de lo segundo que de lo primero.

 

3-Sea Cool, bolígrafo sobre papel acuarela, noviembre del 2014

Este dibujo se incluía dentro de la serie “la fauna del Mar-Tínez”, un proyecto para un bar llamado así (El Martínez Bar) y que, desgraciadamente, ya no existe. Como “artista emergente” siempre hay trabas para conseguir exposiciones en lugares “pertinentes”, así que, cuando estás empezando, no hay de otra que buscarte los espacios por ti mismo. Y estos suelen ser bares, cafeterías, etc.También es una forma de evitar las trabas y censuras que a veces las propias galerías imponen al artista a la hora de exponer obras “políticamente incorrectas”.Exponer en el Martínez fue una pasada, me dieron todo tipo de libertad y facilidades. Hice un proyecto acorde con el espacio (retratando “su fauna”,los clientes que habitaban el lugar,  “la fauna del Mar-Tínez”) y tuve la suerte de petarlo mucho. Se vendió todo, conocí a un montón de gente muy interesante y se me empezaron a abrir muchas puertas.

¿Lo haces por hobbie, diversión o pura necesidad?

Yo diría que todo a la vez, en realidad vengo del mundo de las ciencias, soy técnico de laboratorio. Trabajé unos cuantos años en análisis clínicos y luego, mientras curraba, me metí a estudiar Bellas Artes, algo que de siempre me molaba. Terminé la carrera, me licencié y dejé lo otro. Así que ahora lo hago por necesidad (tengo que pagarme las habichuelas), por hobbie (me encanta) y por diversión (sin divertimento al alma no le doy alimento).

4- “Sangre Franca”, retrato del dictador Francisco Franco realizado en directo, con mi propia sangre (mayo del 2015)

Esta obra fue realizada para un proyecto llamado “Cuerpo y Poder” que organizaba la embajada alemana en Madrid y trataba de hablar de cómo en ciertas culturas/sociedades y a lo largo de la historia, el poder (o los poderes) mediáticos, políticos, físicos, etc,  acaban influyendo en el físico de los que la habitan. Yo participé pintando al dictador Franco con mi sangre para hablar de mis abuelos,(mi sangre es la de ellos)del sufrimiento que vivieron al serles impuestos una guerra que les destruyó física y emocionalmente (con malnutrición, hambre, enfermedades, etc) y de cómo esa herencia de dolor todavía es una herida no curada en la familia. El dibujo final fue lavado con agua oxigenada, una forma de limpiar la herida. Fue, emocionalmente, un momento muy fuerte en el que invité al público a participar en el proceso.

¿Cuanto tiempo inviertes en cada obra?

Depende, hay obras en las que invierto una semana, otras un mes y otras mucho más. Ahora llevo tres meses en una de gran formato, no sé lo que tardaré (glubs).

5-To bear is human, bolígrafo sobre papel, 2015

Este dibujo pertenecía al proyecto “Piedra, Papel o Tijera”, que tuve el honor de ser expuesto en el Foro De Pozuelo, allá por el 2015, gracias, sobre todo, a la gestión del gran Jesús Gironés. Fue un momento muy especial porque además supuso la última exposición que se hizo en ese mítico espacio. Semanas más tarde se clausuró y en el 2019 se demolió, un triste final para uno de los espacios de arte más importantes de Madrid.

¿Cómo te gusta trabajar? ¿Música? Y si es así…¿Cuál? Bebida?Tipo de luz?

Me mola con luz natural y musiquita, aunque esto último depende del estado de ánimo. Un día me pongo a tope con Kaos Etíliko y los Porretas, otro co n los Chichos, otro me unto rebanadas melancólicas a lo Hans Zimmer, otras dejo que corra el Spoty y otras dejo la radio. Últimamente mis silencios me incomodan.

6- “Mariano, cómeme la polla”, bolígrafo sobre papel acuarela, 2017.

Este dibujo me trae sensaciones agridulces, pues es una de mis favoritas, en cuanto al concepto y ejecución, pero esconde una historia de censura un poco triste. Os dejo un link en el que se puede ver un poco cómo se lió parda

¿Consideras que tienes un estilo propio? ¿Cómo lo definirías?

Pues ojalá, no sé, yo me dejo llevar por el caos de las líneas y los trazos y me dejo llevar.

7  “Kim haciendo Juche con el sobaco”, bolígrafo sobre papel acuarela  8-“Cosicas Extrañas, retrato de Margaret Thatcher”, lápices de color sobre papel. Son algunas de las obras con las que me siento muy identificado y que podría decir que representan “el espíritu lefreriano”. Dibujos que guardan un giro “comprometido” o “cómico” que dejan en cierto ridículo a los retratados, generalmente mitos del poder, se me hace muy molón. Y me lo paso pirata haciéndolos.

 

¿Cuanto valoras la originalidad?

Todo, para mí es muy importante. Me suelo comer mucho la cabeza con cada obra, buscar un sentido a cada dibujo, que no se quede en algo meramente superficial o comercial, tiene que haber giritos de guión, conceptos encontrados, rigor, etc. A veces me tardo más en pensar la obra que en ejecutarla y no siempre acaba como me gusta, claro.

9-Retrato de Einstein sobre papel higiénico.

Este dibujo lo hice en papel Renova para intentar convencerles de un proyecto un poco gamberrete en el que quería implicarles, pero que lo iba a petar mucho.Al final, después de meses de reuniones, se arrugaron y me comí un mojón, pero el dibujo se lo quedaron. Y es una putada porque me moló mucho.

¿Malos tiempos para la lírica?

Sí, a mi parecer son malos tiempos para la creatividad y la cultura en general. Vivimos en un país que da más importancia a subvencionar, mantener o abrir escuelas taurinas y cofradías que al Bachillerato Artístico o a la asignatura de Filosofía, por ejemplo. Con eso ya está dicho todo.

10-”El mal querer, retrato de Rosalía”, bolígrafo sobre papel, 2019.

Esta obra pertenece a la serie “mitos” que exhibí en la exposición “Caritas”, en el que ahora es mi estudio, “Fosforita” (el cual comparto con mi compi ,Eva Zaragozá). Ahí, en Fosforita,  trabajamos y hacemos eventos, exposiciones, celebraciones, etc. Esta fue la última y todavía la guardo en el corazón mientras añoro que vuelvan los buenos tiempos y podamos volver a abrir para liarla parda de nuevo.

No conocemos a nadie que haga algo parecido, pero si tienes a alguien que te sirva de inspiración o aliento, nos encantaría conocerlo.

Yo me considero más artista conceptual que otra cosa, aunque luego lo aplique al dibujo, por eso me flipa Ai Weiwei y Duchamp.

11- Instante de quema durante la última Subasta Suicida (febrero del 2020)

Las Subastas Suicidas es un evento que creé hace ahora 3 años, y que consiste en la puja  y en directo de obras de arte (mías y de artistas que invitamos). Y lo que no se vende, se quema. Es algo muy underground y punki que hace que la gente vibre de adrenalina. Para mí son momentos muy especiales de conectar con el público.

¿Cómo llamarías a lo tuyo? ¿Arte? ¿Pasatiempo? ¿Capricho? ¿Cabezonada? ¿Artesanía del siglo XXI?

Pues mira, me ha costado reivindicarme como “artista” porque es una palabra que últimamente está muy contaminada. “Arte” y “artista” se usan para todo, para definir lo “bien hecho”, para una jugada de fútbol, para una caña bien tirada, para hacer una tortilla de patatas, un pase de toreo, o aparcar con el coche en un lugar estrecho…todo es “Arte” y todos y todas son “artistas”…menos los que nos dedicamos al arte, que para la sociedad somos unos jetas, drogadictos y caraduras, por lo general.Yo estoy licenciado en Bellas Artes, ¿cómo debería definirme profesionalmente?,¿cómo se define alguien que ha estudiado medicina, mecánica o arquitectura? Creo lo lógico sería llamarme artista que intenta hacer arte, aún así me han llegado a decir que suena muy pretencioso.Jo der, me he venido arriba, sorry, vaya chapa, no?

12- Retrato de mierda de Santiago Abascal (2019)

De esta obra no hay mucho que comentar, excepto que siempre he creído y creo que es necesaria y pertinente en estos días en el que el fascismocampa a sus anchas. Me han caído palos por todos los lados, incluso de colegas artistas que piensan que lo que buscaba es el titular, pero soy de los que piensan que no todo en el arte tiene que ser comercial y aséptico, a veces toca posicionarse y luchar. Y el humor es una buena herramienta.

¿Cuales son tus fuentes de inspiración?

Me encanta Ai Wei Wei, Duchamp, Ana Álvarez-Errecalde, Joan Fontcuberta, Chema Madoz, Yolanda Domíngez, El Roto…uf, un montón

13- Retrato de Carmen de Mairena marzo del 2020

Este dibujo es un recuerdo del periodo de confinamiento, un momento de mi vida apagado y gris, en el que sin embargo, no paré de trabajar. Y eso me ayudó mentalmente a superarlo.Esta obra fue un homenaje a la gran Carmen de Mairena, fallecida durante estas semanas tan chungas.

¿Alguien a quién admiras en tu ámbito y creas que todo el mundo debería conocer?

2fotos y Javi Royo, creo que ya lo petan pero tienen una forma de ver el mundo y filtrarlo a través de una aparente sencillez conceptual y gráfica que me dejan el culo torcío.

14- Retrato de Isabel Díaz Ayuso con salsa de tomate sobre caja de pizza.

Al igual que con el retrato de Abascal creo que no hay mucho que comentar, simplemente que se viva la experiencia.

Mucha gente se preguntará para qué sirve eso que haces y es un gran momento para que lo expliques.

Yo intento generar chispazos de vida, es decir, experiencias que ayuden a replantearse el sentido de estar aquí, de habitar y pulular siendo parte de esta sociedad. A veces intento que sean experiencias en clave de humor, a veces de algo más crudo, pero que te muevan por dentro y te hagan sentir vivo, como un petardo en la Procesión del Silencio.Intento que las obras conversen con el que mira, que no le dejen indiferente, que le hagan reír, llorar, encabronarte o te incomoden y saquen de tu zona de confort, pero que cuando te marches a tu casa, tengas la sensación de haber experimentado ese chispazo, de haber vivido un rato.

¿Las nuevas tecnologías son amigas de tu trabajo o prefieres la tradición?

Sí, todo lo que ayude a mejorar es bien, si no seguiríamos pintando con los dedos en el techo de las cuevas. Hay que estar al día y vivimos en el s XXI

¿Quién te gustaría que se pusiera en contacto contigo para pedirte una colaboración?

Joder, si mañana me llamase Ai Weiwei…uf,me hago una cartera con mi escroto.

Es posible que tras acabar alguna de tus obras hayas soñado con que acabara en...

Sí, claro, hay obras que me gustaría regalárselas a sus protagonistas, bien porque les admiro (como en el caso del retrato de Rosalía),o bien porque se lo merecen (en el caso del retrato de Ana Rosa, Abascal o Felipe VI). También sueño con que en un tiempo me hagan una Expo retrospectiva en el Moma, pero me temo que va a tardar, las instituciones no me quieren mucho.

¿Te ganas la vida con esto? ¿Es posible o sería posible?

Sobrevivo, más bien, lo complemento dando clases de dibujo y con encargos.

Di algo que te gustaría conseguir en la gente que vea tu trabajo.

Que le cambie el día, el humor, el estado de ánimo. Y después que quieraninvertir en la obra y se la lleven jajajjajajajaj. Vale, esto último es coña. (no, no es coña)

¿Si una empresa relacionada con tus trabajos te dijera ven, lo dejarías todo?

Si una empresa relacionada con mis trabajos me dijera ven, lo dejaría todo si fuese para mecenazgo, es decir, para seguir dibujando y creando. Si no, ni de coña.

¿Tu trabajo tiene algún uso práctico? De hecho…¿Es algo que te importe o lo haces por puro placer?

Por supuesto, doy de comer a las familias que viven de la industrial del mundo de la papelería (fábricas de lapiceros, de bolígrafos, etc), de las tiendas de arte, a mi casero del estudio donde trabajo y al mundo de la hostelería (muchas de mis ideas se han gestado en los bares). También tengo una tienda online donde se pueden comprar reproducciones de mis obras, fomentando así el coleccionismo y el revestimiento cultural de los muros de las casas, lo cual da placer a la vista y te hace ver importante a los ojos de los demás. Práctico, placentero e importante, lo tengo todo (Aprovecha y échale un ojo aquí, algunas de las obras que aparecen en este post están en venta y me los quitan de las manos )

¿Alguna obra que no hayas hecho y estés deseando?

Sí, tengo uno en mente desde hace un par de meses que no encuentro el momento de empezar y que me hace partirme de risa con solo pensarlo (jijijijiji).

Trabajando en lo tuyo…¿Qué descubriste que era lo que menos te gustaba? ¿Y con qué disfrutas más?

Los encargos es lo que más me estresa, no sabes si el trabajo le va a gustar al cliente, si va a estar contento con la técnica, con los colores, con la idea…es complicado y no me siento tan suelto como cuando trabajo para mí.

Sigue a le frére en Instagram: @lefrereamipesar

 
 


Sobre el autor

Atroz Con Leche

Podríamos empezar diciendo “Bienvenidos a este blog” pero mentiríamos cual bellacos. También podríamos comenzar con las palabras “Esta es una nuevo modelo de red social” pero ni de coña y tampoco hay ganas. Esto es… Atroz…No hay palabra que mejor lo defina. Bueno sí que hay otras, pero si las escribimos no podrían leerlo niños y además ustedes se van a asustar.