Un Goya para David Verdaguer

Menudo mérito que tiene el director de Uno para todos. Se llama David Ilundain y su primer trabajo fue B, la peli que reproducía la declaración de Bárcenas. En Uno para todos consigue cosas dificilísimas sin despeinarse un fotograma. Lo más notable es haber reunido una clase entera de chavales y que todos estén bien, naturales y creíbles. Poca broma con eso porque no hay ni uno actuando de manera mediocre.

El otro de los grandes meritazos de su pelicula es huir del melodramatismo facilón, teniendo una subtrama de niño con cáncer donde hubiera sido facilísimo sucumbir a lo lacrimógeno, pero no. Vamos, todo lo contrario de por ejemplo ese horror llamado Campeones.

via GIPHY

Cuando parece que se encamina a la llantera, siempre es capaz de hacer un quiebre de escena y llevarnos a la mesura emocional para que no se pierdan los temas importantes de los que quiere hablar el largometraje ¿Y de qué habla Uno para todos? Pues de un montón de cosas bien interesantes: del acoso escolar, de la educación en el medio rural, de la empatía, del perdón…Y todo bien hilado y bien engrasado para que nada chirríe y resulte natural, de una frescura a la que estamos poco acostumbrados en el cine español.

Pero en esta peli pequeñita y modesta que se convierte en una oda al arte de educar, brilla como pocos David Verdaguer. El catalán va subiendo peldaños en la excelencia actoral y aquí da un festival mesurado de miradas, silencios e insomnios, retratando como muy pocos podían haber hecho a ese maestro vocacional y estacional que apenas puede asentar raíces porque sus condiciones laborales no se lo permiten. Y sin embargo, intenta por todos los medios hacer de la mejor manera su trabajo. Aunque Verdaguer ya tiene su Goya como actor de reparto, sería de justicia y muy necesario que este año la academia se acordara de él y le diera el premio que se merece. Porque además no solo sería un regalo para él, sino también un reconocimiento a todos aquellos maestros por vocación que se dejan la piel en hacer de sus alumnos, gente buena.


Sobre el autor

MM

Venida de otro Planeta, el Murciano más concretamente.