Recordando a… The Housemartins: “Bow Down”

Si todas las melodías de pop británicas de la década de los ochenta se fundieran en una sola, tendrían un alto porcentaje de decidido ambiente social “anti – thatcherista”, obrero, inconformista y, contundentemente, esperanzador. Tras esas letras de una sociedad con miedo en las calles, se reflejaba el sonido de un futuro mejor. Escuchen “Panic” de The Smiths, por ejemplo. Porque si de ese extracto de la década en conflicto sacáramos las mejores melodías, a la cabeza se situaría la banda de Manchester, que nació en 1982. The Housemartins lo hicieron un año después. Y sólo publicaron dos álbumes de estudio (en 1986 y 1987), hasta su disolución, tan sólo un año más tarde. Y con tan poco material editado, dejaron una docena de melodías memorables. Además de sus acertadas composiciones de pop, adornadas con chispeantes notas de pianos e instrumentos de viento, también les gustó dar una vuelta a sus composiciones, desnudándolas a capela (un género que a mi, particularmente, me aburre), como hicieron bajo el nombre “The fish city five”, en 1986.

Una de estas composiciones, “When I first met Jesus”, formó la cara B de su celebrado single “Caravan of Love”. La banda, que sufrió una serie de cambios a lo largo de su corta historia, incorporó la figura de Norman Cook (“Fatboy Slim”) como sustituto de Ted Key. A su vez, Heaton, Hemingway y Sean Welch formaron la banda “The beautiful South”. Los últimos conciertos de The Housemartins se vivieron en España. Sucedieron en noviembre de 1987. Los días 27 y 28. Primero en la antigua Sala Zeleste barcelonesa (hoy Razzmatazz) y el día después en el Pabellón de Deportes del Real Madrid de baloncesto. Declarados admiradores de The Hollies y los Kinks, cuyas influencias son notorias, este equipo de Hull, podría ser la sombra en el banquillo del equipo de unos Smiths más marxistas, más cristianos, y mucho más campechanos. Y este “Bow Down”, además de ser una joya atemporal, es una obra maestra, que bien podría figurar como un calco de las cinco mejores canciones de lo que fueron después Belle and Sebastian.


Sobre el autor

Ángel Del Olmo

Donostiarra de nacimiento, madrileño de adopción. No me aburro (sólo huyo) porque, como decía Leolo -porque sueño, yo no lo estoy-.