La necesaria película de Tom de Finlandia

Hacer una película biográfica tiene un peligro que pa qué.

Todas las vidas NO son interesantes. Hay gente que hizo cosas enormes en la vida y  su biografía es una puta mierda aburrida, qué le vamos a hacer. No hay película ni guión ni director que levante una vida aburrida.

tom

 

Todo esto lo cuento porque es normal que la posibilidad de hacer una peli biográfica sobre Tom de Finlandia me mosqueara un pelín, así que he tardado en verla ¿Una persona que se pasó la vida follando y dibujando daba para una película? Esa era la gran duda.

(Lo que acabo de hacer es de un reduccionismo insoportable, pero ¿Qué esperabas? Esto es un blog y es atroz).

Tom-of-Finland

Todas las dudas fueron disipadas cuando la vi.

Me quito el sombrero. No es cine trepidante, ni lleno de adrenalina, pero la propia historia te ayuda a que te pares una hora y pico en tu vida y que haya merecido la pena. Los creadores han sido listos y usan la figura de Tom para hablar de una época, o para decirlo bien; de varias épocas. La historia se convierte en un relato de cómo ha sido la evolución de la homosexualidad en los últimos setenta años. Desde la clandestinidad  a la época de la liberación sexual de San Francisco pasando por la plaga del SIDA. En apenas hora y media, consigue condensar más y mejor que, por ejemplo, ha hecho una serie que pretendía contar toda la historia de la lucha homosexual por los derechos y se quedó en un bluff;  When we rise

TomOfFinland_TRL_2K_still04

La película huye de cualquier morbo cutre y ofrece imágenes líricas que sorprenden porque no las esperabas en una película así. Lo cierto es que el punto drama-queen pero not at all le sienta estupendamente y aunque la apariencia es de cine nórdico (muy nórdico y frío) consigue trasmitir justo lo que quiere; que “simplemente dibujando”, Tom enseñó a una parte del mundo a soñar con un sexo lleno de cuero, pollones y chulazos sin sentirse sucio.


Sobre el autor

MM

Venida de otro Planeta, el Murciano más concretamente.