Supernovas

Hace poco murió Marujita Díaz, una actriz y cantante única en España, y no sólo por su movimiento de ojos sino por cómo dio color a nuestras noticias. En Enero murió la inigualable Amparo Baró y esto nos ha hecho pensar en que nuestras estrellas están muriendo, son Supernovas; aún podemos ver su luz pero ya no están ahí. Y aunque nosotros somos muy fans de las grandes divas tenemos que aceptar que nuestro cielo se está oscureciendo y que no nos asustemos si un día una de las siguientes estrellas se apaga:

Supernovas1.- Lina Morgan (78 años): A la pobre le han dado por muerta varias veces y aún aguanta al pie del cañón. Hace poco C. de Palote le hizo un gran post sobre las canciones de su vida. ¡Ánimo Lina!

2.- Carmen Sevilla (84 años): Nuestra querida Carmen, con su telecupón, sus ovejitas, sus grandes películas y su voz y sus gazapos, está muy malita. Tiene alzheimer, cuyo promedio general de vida es de 7 años desde su diagnóstico…

3.- Concha Velasco (76 años): ¡Concha resiste! Es mi preferida desde que la vi en “El pájaro del fuego” (sí, soy muy gayer: youtube). Es y ha sido nuestra “Julia Roberts” española y, después de muchas penurias y últimamente superar un cáncer, ahí la tenemos dando guerra y que nos dure!

4.- Nati Mistral (86 años): Esta pedazo de actriz y cantante nos ha dado momentos inolvidables y todos recordamos el épico:

-“¡Natiiiiii, No te mueras nunca!”

– “Se hace lo que se puede”

5.- Mª Dolores Pradera (90 años): Hace un par de años un amigo la vio en un concierto de Poveda, la pobre salió al final, a las 12. Y ella ni corta ni perezosa dijo: “Qué alegría de estar despierta a estas horas aquí porque cuando lo estoy tan tarde suele ser que estoy en urgencias”.

6.- Mª Teresa Capos (74 años): Serás toda una profesional como la copa de un pino, ¡pero no te soporto! Ok, es muy fuerte decir muérete pero que tal ¿rómpete la cadera y que se cancele tu programa soporífero con el clon por hija que tienes? Lo sé, aquí no tengo ninguna empatía.

Me podréis decir que soy frío, borde e incluso morboso, pero esto es más un aviso y un halago (excepto para la Campos) a aquellas estrellas que nos han iluminado e iluminan nuestra vida.


Sobre el autor

MuTarr

Me encanta bañarme en la sangre de mis victimas.