Perrines que son amor

De vez en cuando tengo un puntito moñas que me doy miedo a mi mismo. Me veo dentro de unos años cual maleni entrada en carnes (y lo digo mientras me como unos tortones de mosto, dulce típico de mi pueblo en estas fechas, que engordan con solo pasar a cien metros de la panadería, así que se de lo que hablo) que tiene la casa llena de telas y muchos lazos, y que acaricia a su variada colección de microperretes. Cuando estoy con uno de estos días lo que más calma mis ansias son los perretes ainsquemeloscomo en instagram. A continuación os presento a unos cuantos para cuando necesitéis una sobredosis de ternura perruna

 

Boo y Buddy

Boo es denominado “El perro más mono del mundo” y con su amigo Buddy se dedican a hacerse fotos molonas por todo el estado de Nueva York. ¡Es que tiene una carita!

Screenshot_2014-09-06-23-04-07

 

 

Buddha

¿Quién dijo que un doberman tenía que ser chungo? En la cuenta @cutieandthebeast se demuestra que no tiene porque ser así. Yo todavía estoy por saber quien es cutie y quien es beast, porque me parecen los dos monísimos.

Screenshot_2014-09-06-22-55-45

 

Brigi

Una recién incorporada a estas filas, pero no por ser más nueva deja de ser una monada maravillosa: Brigi, la perrita del director de cine Daniel Sanchez Arévalo. No os perdáis su épica batalla contra una botella de Mahou.

Screenshot_2014-09-06-23-04-35

 

Theo y Beau

Y seguimos con perros y niños: Theo y Beau se acostumbraron a dormir la siesta juntos, y sus fotos son una maravilla. ¡Es que son tan monos!.

Screenshot_2014-09-06-22-55-04

 

Nayuto y Emma

Y de las islas del sol naciente, otra parejita que comparten infancia y gusto por los disfraces. Emma y Nayuto. Ains que monos!

Screenshot_2014-09-06-23-02-53

 

Nota: para la confección de esta entrada se ha utilizado la palabra “mono”  y variantes en seis ocasiones. Ya lo se. Me la pela. Son muy monos. Ya van siete.

Y como último detalle, si todavía veis que no os ha subido el azúcar en demasía, pulsad aquí.


Sobre el autor

Hilde

Soy hipocondriaco, paragnósico, ateísimo y me tiro pedos.